23 de marzo de 2006

No soy un mister...


...y sin embargo ahí estaba yo, orgullosísimo de mi gran (en realidad no tan grande) barriga. Una de las cosas más interesantes del evento del domingo 19 de marzo, fue que 1500 personas de distintas razas y edades le demostraron al resto de los venezolanos que para ser modelo de una foto artística y posar desnudos no hace falta ser un tipo con músculos definidos o una miss operada con mucha silicona, botox e hilos rusos. No llegué a ver, dentro del grupo, a ningún "beautiful people" dispuesto a quitarse la ropa y posar para la cámara de Spencer Tunick en la Av. Bolívar de Caracas. Quizás pensarían que tanta belleza no es para estarla compartiendo con el vulgo lleno de tejido adiposo, estrías, arrugas y canas.
Pero ocurrió que esa madrugada fría de la capital venezolana, una verdadera revolución de personas respondieron a la convocatoria, dispuestos a vivir la experiencia de desnudarse en un lugar público y mostrar orgullosamente sus pronunciadas curvas, sus carnes flácidas o sus cuerpos delgados, casi resecos, sin ningún tipo de pudor. Más bien con un entusiasmo contagioso, tropical, efusivo.
Y luego de un rato, la euforia se convirtió en una concentración colectiva que perseguía un solo propósito: servir al lente del artista, para que este lograra captar la esencia de la belleza de los cuerpos desnudos, de las formas, de los colores, de las texturas, bajo la mirada de un Bolívar muy vestido (quizás el Bolívar más vestido que hayamos visto, con ruana para el frío inclusive).
En todo caso, tengo que decir que quizás hace 5 o 6 años hubiese sido incapaz de presentarme en un acto como este. La aceptación del cuerpo como algo hermoso es para mi una experiencia reciente. Yo puedo admitir tranquilamente que soy gordo. Solo me preocupo de algo así cuando pienso en el tema de la salud, por lo que trato de mantenerme dentro de límites manejables, trato de no excederme y de sentirme bien, llevando un control médico relativamente permanente.
Pero lo más importante es que dejé hace mucho de sentirme feo. Mi vida cambió radicalmente el día que comprendí que existen las personas que llegan a pensar no sólo que no soy feo, sino que incluso, como decimos por estos lares, estoy buenísimo. Porque en este asunto de los gustos... ahí sí podemos decir que nadie ha escrito nada.
Y ante la toma de conciencia de que "yo sí puedo levantar", vino poco después un cambio en los lentes con los que me miraba al espejo. O... cambiaron el espejo. El asunto es que logré lo que nunca había podido: verme de cuerpo entero, desnudo, y decir: "¡Pana... tú sí estás rico!".
Por eso pude ir a tomarme la foto con Spencer Tunick. Por eso mi vida dio un vuelco. Y evidentemente, soy mucho más feliz.
Besos y abrazos a quien corresponda.

6 comentarios:

Richard dijo...

de esa flexion queda un parendizaje muy interesante... el gusto. Me gusta esto aquelllo o lo otro, no existe un gusto bueno ni uno malo, nisiquiera debe existir un comite de gusto, quien habla del buen gusto o del mal gusto?, en muchos de los temas aqui tratados en este blog se puede observar visos sobre este punto tan controversial... en fin, mi comentario es para el artículo no es mi artículo.... creo firmemente que estas buenisimo y no solo por como te ves, sino por lo que tienes por dentro que naturalmente sabes expresar (te hecha para la calle)y gracias a dios todos podemos observar (claro tengo ciertos privilegios)

Nostalgia dijo...

que bueno que fuiste parte de tan importante hecho...
yo , honestamente, no me hubiera atrevido (y no estoy buena, ojo)..
saludos ♥

Cabina Aérea dijo...

Eres hermoso, por dentro y por fuera.

ivan jaquez dijo...

En mi país (rep.dom) se le ocurrio a 5 adolescentes desnudarse en la calle y pasearse en un jeep. Terminaron todos rastreados y apresados, para luego ser exibidos en television nacional...el tema duró como 3 meses siendo la comidilla del pueblo...

Jorge: qué puedo decir de tu blog...sencillamente: DE PELICULA!!!

Baakanit dijo...

"Quizás pensarían que tanta belleza no es para estarla compartiendo con el vulgo lleno de tejido adiposo, estrías, arrugas y canas."

Entre otras cosas más, el pudor, la moralidad, el que dirán influyen mucho para que una persona se decida a tomar tan fuerte decisión.

Yo al igual que tú, tuve una epoca en la cual pensaba mucho acerca de mi cuerpo. Yo siempre quería estar en forma, pero con el pasar de los años me he dado cuenta que lo que realmente atrae es lo que llevamos dentro.

Muy buen post, tengo unas cuantas preguntas, más especificas acerca de ese evento, por ejemplo:

Dónde dejaron la ropa que se quitaron? a qué hora ocurrió? Cómo reaccionó chavez antes y despues del evento? Realmente no viste a ninguna mami que estuviese buena desnuda?

Disculpa las tantas preguntas, pero ya que fuiste parte, no hay nada mejor que recibir la información directamente de uno de los protagonistas.

Cuídate hermano!
P.D. Ayer estuve en un concierto aquí en NY de los amigos invisibles, ellos son de tu ciudad creo. Ese grupo es un fenómeno!

. dijo...

Bueno, que te puedo decir? a mi me pareces que estas bien bueno y bien rico. Siempre me has dado mucho morbo y me has gustado, lo digo con todo el respeto pues se que tienes pareja ;)

En cuanto a lo demas, todo eso que escribiste es practicamente lo mismo que me ha pasdo a mi, uno empieza a disfrutar mas la vida al aceptarse como uno es.